Sea un
Experto en Espirometría

CURVAS DE DOSIS-RESPUESTA

Equipo de inhalación: nebulizador tipo Jet conectado a cámara central con una válvula inspiratoria-espiratoria de tres vías y filtro de aerosol espiratorio.
Equipo de inhalación: nebulizador tipo Jet conectado a cámara central con una válvula inspiratoria-espiratoria de tres vías y filtro de aerosol espiratorio.

La respuesta del árbol bronquial se puede estudiar desde la relación entre la dosis del agonista y la respuesta de la vía respiratoria al agonista.

Hay diversas maneras de provocar las vías respiratorias y de evaluar su respuesta. Los agonistas pueden ser administrados por la inhalación, usando nebulizadores que producen aerosoles con partículas suficientemente pequeñas para alcanzar las vías respiratorias intratorácicas. Las soluciones hipotónicas o hipertónicas pueden administrarse de forma similar. Las vías respiratorias pueden también ser provocadas respirando aire frío durante la ventilación normal y la hiperventilación voluntaria.

La histamina, además de provocar la contracción del músculo liso, también induce la vasodilatación, el edema intersticial y la hipersecreción de las glándulas bronquiales. La histamina y la metacolina se metabolizan en minutos, y por tanto se supone que dosis subsiguientes no conducen a una respuesta acumulativa. Además, la respuesta a estos agonistas no-específicos ocurre inmediatamente, así que el efecto sobre el calibre de vía respiratoria puede ser medido justo después de la administración.

Reactividad, sensibilidad y respuesta 'plateau' a la histaminaLas curvas de dosis-respuesta de sujetos asmáticos y no-asmáticos difieren como se indica a continuación:

El asmático con enfermedad leve y el paciente con EPOC tienen mesetas con un mayor estrechamiento que el no-asmático. En pacientes con asma moderada o severa, no se obtiene una meseta. La provocación bronquial debe de pararse a dosis relativamente bajas de estímulo debido a los síntomas de obstrucción severa de vías respiratorias.

El ejercicio como provocación produce frecuentemente una broncodilatación inicial en los sujetos asmáticos
Cambios en el flujo espiratorio máximo y en el FEV1 durante y despues del ejercicio en una persona asmatica.

El ejercicio como provocación produce frecuentemente una broncodilatación inicial en los sujetos asmáticos (ver flujo expiratorio en pico: PEF) secundaria a la liberación de catecolaminas. Después Siguiendo la temprana broncodilatación, el ejercicio continuado produce una broncoconstricción mantenida. Por esta razón no se puede construir la curva acumulativa de dosis-respuesta usando ejercicio como el estímulo. La respuesta al ejercicio físico es comúnmente usada como una función del tiempo.

También se puede evaluar la dosis-respuesta a la inhalación de broncodilatador. En pacientes con (sospecha de) enfermedad pulmonar la respuesta a una medicación broncodilatadora se evalúa a menudo usando una dosis única, comúnmente dispensada como un aerosol. Las medicaciones broncodilatadoras están diseñadas para ser efectivas durante muchas horas, y por lo tanto, las dosis subsiguientes pueden producir un efecto acumulativo sobre el diámetro de vía respiratoria.

Curva acumulativa dosis-respuesta inhalando aerosol de agua ó salino al  4.5% utilizada para provocar una respuesta broncoconstrictoraLa ventaja de usar aerosoles para la dispensación de medicación es la alta concentración local en la vía respiratoria y la baja concentración sistémica. Esta combinación produce máximos efectos locales en la vía respiratoria y mínimos efectos sistémicos secundarios.

La provocación de la vía respiratoria se puede realizar inhalando un aerosol de una solución hipertónica de sal (NaCl).

Arriba | | | ©Philip H. Quanjer